Blogumulus by Roy Tanck and Amanda Fazani

+A| A| A-



Cuando vivía en Galicia, visité en dos ocasiones un lugar mágico y sagrado para mi, el monte de Santa Tecla, con unas impresionantes vistas y lugares de los que uno dice “que tiene algo”…

Santa Tecla sea una visita obligada en la provincia de Pontevedra, en Galicia. Algunos de éstos son sus vistas, su santuario y su yacimiento arqueológico.

Fue declarado Monumento Histórico Artístico Nacional en el año 1931, por lo que te recomiendo que lo visites.

El fin del mundo hace muchos siglos se encontraba aquí, en estas tierras. Los celtas decían que este era el lugar de donde partían las almas de los muertos. Y esto sucedía cada día, cuando el sol se hundía sobre el Atlántico.

Como ya sabéis, Galicia siempre está asociada a las meigas, y el Monte de Santa Tecla o Santa Tegra es un enclave que está lleno de leyenda y de ese ambiente mágico del que tan conocida es Galicia.

Este impresionante cerro de unos 340 metros domina la desembocadura del río Miño,  y sobresale en  los alrededores.

A la cumbre llegarás a través de la carretera. En tu camino encontrarás a muchos peregrinos porque estás en un lugar de culto, de devoción a Santa Tecla la patrona de la ciudad de La Guardia.

Además de los cruceiros y las antiguas rocas, lo que también te llamará la atención son las vistas desde esta roca: la desembocadura del Miño. Serás testigo en primera persona de la unión de las aguas saladas del Miño y de las frías aguas del Atlántico. Kayaks y piraguas se deslizan en esta agua, no dejes pasar la oportunidad de montarte en uno de ellos.

Nuestra ruta sigue con una visita al yacimiento arqueológico de Santa Tecla. Es un castro realmente impresionante. Podrás ver los barrios formados por casas de planta circular u ovalada. Se han reconstruido algunos tejados con brezo, y su museo es muy interesante. Te encantará saber cómo era la vida de los  habitantes de estos castros.

Hace más de 3.000 años, la civilización celta llegó a la desembocadura del río de mayor tamaño de Galicia, el Miño, y decidió quedarse. ¿La razón? Se trataba de un lugar mágico con muchos recursos naturales y unas vistas impresionantes que permitía a los miembros de esta comunidad mantenerse alerta de los distintos frentes que podían intentar invadirlos: por un lado, los habitantes de A Guarda (Pontevedra), municipio que acoge la desembocadura del cauce gallego; por otro, los vecinos portugueses.

Es por ello que esta civilización estableció su poblado en la cima del conocido como Monte de Santa Tecla, organizando un sistema arquitectónico basado en una ermita (la de Santa Tecla, su patrona) y un conjunto de casas de piedra en forma circular y cubiertas por un tejado a base de paja.

Desde la ría de Muros hasta la desembocadura del Miño, las Rías Baixas son, además de un verdadero paraíso paisajístico y gastronómico, un lugar privilegiado para descubrir la cultura y el estilo de vida de un pueblo mítico: los celtas galaicos. Entrar en una casa reconstruida en el Monte de Santa Tecla o contemplar cómo baten las olas del Atlántico contra la península rocosa sobre la que se asienta el castro de Baroña son experiencias que tienen tanto que ver con el hallazgo arqueológico como con el descubrimiento del paisaje gallego en algunos de sus emplazamientos más espectaculares.

Como casi siempre, os dejo un vídeo donde se observan las panoramicas de este bello sitio, espero que os guste....


BannerFans.com

COMPARTE DONDE QUIERAS
Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...
DÍAS DE VIDA


ARTÍCULOS


COMENTARIOS
BannerFans.comIMAGEN 215 X 220
BannerFans.com
BannerFans.com BannerFans.com
BannerFans.comConócete mejor y visita tu Horoscopo, haz click en la imagen... BannerFans.com


            

Sígueme en facebook
Sígueme en Twitter
Sígueme en youtube
Sígueme en google+
Sígueme via RSS
Contacta
Únete a la página de tuenti
Añadir a favoritos
Te conjuro, espíritu del Mal, para que no te acerques a este blog, ni a su autor, ni a su familia; y que te alejes de esta medalla de San Benito bajo cuya protección y amparo ha sido colocada; en el nombre de Dios Padre Omnipotente, que hizo el cielo y la tierra, el mar y todo lo que en ellos se contiene. Asimismo, que desaparezcan y se alejen de esta medalla toda la fuerza del Adversario, todo el poder del Diablo, todos los ataques e ilusiones de Satanás, a fin de que todos los que la usaren gocen de la salud de alma y cuerpo. Amén. Así sea.